Abogado penal Madrid: delito de desobediencia grave a la autoridad

Abogado penal Madrid: delito de desobediencia grave a la autoridad

El delito de desobediencia grave a la autoridad está contemplado dentro del Código Penal, y es considerado como uno de los delitos contra el del orden público. Los otros dos delitos encuadrados en este tipo sería en de resistencia y el de atentado contra la autoridad, sus agentes y/o funcionarios públicos.

  • Para que una acción pueda tener la consideración de delito de desobediencia grave a la autoridad han de concurrir una serie de elementos:
  • El sujeto pasivo del delito, es decir, sobre quién se comete, debe ser la autoridad o uno de sus agentes. Los funcionarios públicos no estarían incluidos en este supuesto.
  • Para que exista una desobediencia es necesario que previamente hubiera una orden directa y clara por parte de la autoridad y/o sus agentes, formulada expresamente y mediante la cual se impone una conducta bien activa, bien pasiva. No es necesario que se advierta de forma previa al sujeto que en caso de no cumplirla estará incurriendo en un delito de desobediencia.
  • La orden dada debe llegar al particular. No se consideraría delito en caso de que el sujeto no tuviera conocimiento expreso de la misma.
  • Para que exista desobediencia, se ha de incumplir la orden. También se considera la oposición voluntaria a la orden por parte de la autoridad como una negativa.
  • Puesto que estamos ante un delito grave, debe existir gravedad implícita en la desobediencia, ya que, en caso contrario estaríamos ante un delito de desobediencia leve.

Penas para el delito de desobediencia grave a la autoridad

Tras la reforma del Código Penal, se establecen una serie de penas para quiénes sean condenados por el delito de desobediencia grave a la autoridad que quedarían como siguen:

“Serán castigados con la pena de PRISIÓN DE TRES MESES A UN AÑO o MULTA DE SEIS A DIECIOCHO MESES, los que, sin estar comprendidos en el artículo 550, resistieren o desobedecieren gravemente a la autoridad o sus agentes en el ejercicio de sus funciones, o al personal de seguridad privada, debidamente identificado, que desarrolle actividades de seguridad privada en cooperación y bajo el mando de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad.”

Es importante señalar que existe una diferencia entre lo que sería el delito de desobediencia grave a la autoridad y el delito de resistencia. Si bien en el primero no existe ningún tipo de agresión sino solo oposición a cumplir con el mandato, en el delito de resistencia existe una fuerza física u oposición corporal.

Como la diferencia entre ambos puede ser compleja, es importante que se estudie cada caso de forma personalizada para establecer cual de los dos se ha llevado a cabo.

Hay que tener presente que un delito de desobediencia grave a la autoridad implicará que existan antecedentes penales.

Leave a reply

Copyright © 2016 Abogados Grande - Abogados penalistas en Madrid
Aviso Legal

Abogados penalistas en Madrid