La prescripción de delitos

La prescripción de delitos

¿Qué significa que un delito prescribe?

Que un delito prescriba significa que ha transcurrido el tiempo que determina la ley para que ya no exista responsabilidad penal derivada del delito que se cometiera.
Puesto que las finalidades de las penas que se interponen por la comisión de un delito son las de prevenir por un lado y por otro reinsertar a la persona que las comete, nuestra legislación considera que trascurrido un tiempo determinado dichas penas ya no cumplirían su cometido y por tanto se consideran innecesarias.
Por tanto, si transcurre el plazo marcado por la ley para la prescripción de un delito sin que se haya iniciado ningún procedimiento penal relacionado con el mismo, quedará extinguida la responsabilidad penal del causante.

El plazo de prescripción de los delitos penales se aplica de oficio en los Juzgados

Tras la reforma del Código Penal del año 2015, el plazo de prescripción de los delitos ha variado

¿Cómo se computa el plazo para la prescripción del delito?

El inicio del plazo de prescripción comienza en el momento de la comisión del delito. Hay que tener en cuenta que este plazo se interrumpirá, y por tanto el plazo transcurrido hasta ese momento caducará, cuando se inicie un procedimiento judicial contra la persona que presuntamente lo cometió.

Si nos encontramos ante un delito de continuidad, es decir, que se ha cometido de forma habitual, el plazo empezará a contar a partir de la comisión de la última infracción, siempre y cuando la actividad delictiva haya cesado.

Tras la reforma del Código Penal, los plazos para la prescripción de los delitos han quedado de la siguiente forma:

Plazos de prescripción de los delitos

20 AÑOS: cuando la pena máxima para el delito fuera de quince o más años.
15 AÑOS: cuando la pena máxima contemplada en la ley fuera de prisión de entre 10 y 15 años o inhabilitación por más de 10 años.
10 AÑOS: cuando la pena máxima conforme a la ley sea de prisión o inhabilitación por más de 5 años pero menos de 10 años.
5 AÑOS: para el resto de delitos no incluidos en los casos anteriores.
1 AÑO: para delitos de carácter leve o delitos de injurias y calumnias. Hay que señalar que en el caso de los delitos leves (que antes de la reforma del Código Penal se consideraban faltas) el plazo de prescripción ha aumentado, desde los 6 meses anteriores hasta el año actual.

Existen excepciones para la prescripción de delitos: para los casos de delitos de lesa humanidad, genocidio, terrorismo y delitos contra las personas y bienes protegidos en caso de conflicto armado, no existe prescripción.

¿Tiene alguna duda legal? Consulte con nuestros abogados penalistas en Madrid que le atenderán de forma rápida, eficaz y personalizada.

Leave a reply

Copyright © 2016 Abogados Grande - Abogados penalistas en Madrid
Aviso Legal

Abogados penalistas en Madrid